Para la limpieza del mueble, recomendamos pasar un paño seco para retirar el polvo o ligeramente humedecido en agua. No recomendamos usar productos abrasivos.