41 Semanas de Embarazo

Ya llegaste a las 41 semanas de embarazo y seguro te estás haciendo la siguiente pregunta ¿Acaso no deberían ser tan solo 40 semanas de gestación? Pero no te preocupes, aunque no lo creas sigues estando dentro de los límites de tiempo establecido y tu embarazo se sigue desarrollando con total normalidad a pesar de haberte pasado un poquitito de las cuentas. Así que no hay nada que temer y ya pronto conocerás a tu bebito.

41 semanas de embarazo en la madre

41 Semanas De Embarazo En El Bebé

Ya con 41 semanas de embarazo tu pequeño retoño está completamente listo para ver la luz del mundo, su peso puede llegar a alcanzar fácilmente los 4 kilos y su tamaño posiblemente haya sobrepasado los 51 centímetros de longitud desde la punta de sus piececitos hasta la parte más alta de su cabecita.

Debido a que el feto ya está completamente maduro llegada la semana 41, el líquido amniótico puede empezar a tener una leve disminución en su cantidad y su color puede tornarse un tanto más blanquecino que en las semanas anteriores, pero todo esto está dentro de los parámetros de normalidad permitido por los especialistas, así que no hay motivos para alarmarse.

En vista de que tu bebé ya no cuenta con el mismo espacio dentro de tu vientre, debido a que ahora está mucho más grande, entonces sus movimientos serán un poco más lentos y limitados que de costumbre, todo esto como producto del estrecho espacio en el que se encuentra confinado. Sin embargo, una buena manera de verificar que todo marcha con normalidad, es contando al menos 10 movimientos diarios de tu bebito, en caso de que sean menos que esa cantidad, acude a tu médico tratante para que evalúe la condiciones de tu retoño y tome las decisiones más adecuadas para tu caso.

embarazada de 41 semanas de embarazada

41 Semanas De Embarazo En La Mamá

Ahora que te encuentras sobre las 41 semanas de embarazo, es muy posible que ya te sientas un tanto cansada y el agotamiento se apodere de ti con facilidad, por eso haz lo posible para relajarte, ya que cada vez estas más cerca de conocer a tu bebito. La ansiedad puede hacer parte de tus horas en esta semana, pero busca hacer actividades que te distraigan y tranquilicen, con la finalidad de encontrarte en el mejor estado posible ante la latente posibilidad de llegar el trabajo de parto.

Durante esta semana el control con tu medico puede ser un poco más frecuente, para mantener una constante revisión de tu evolución y la de tu bebé. Evidentemente debes de llevar tu bolso con todo lo necesario para quedarte en el hospital.

Estas revisiones permitirán a tu doctor tener un monitoreo constante de la frecuencia cardiaca de tu pequeño, así como también evaluar sus movimientos y su peso, el estado del líquido amniótico también se mantendrá en una constante revisión, mientras que por tu parte se revisara el cuello uterino y la frecuencia de algunas contracciones en caso de existir.

Sin embargo, es importante que te tomes esta semana con la mayor calma posible, busca distraerte y llenar tus días de un buen humor para recibir de la mejor manera al pequeño ser que viene en camino.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies