En casa

En Casa. Dulce Refugio para el bebé.

Antes de que el bebé llegue a casa por primera vez, además de prepararte para ser madre, también necesitas acondicionar la casa comprando todo lo necesario para que el pequeño se sienta cómodo y seguro. ¿Pero realmente sabes lo que necesitas para tu bebé? Aunque tienes que comprar muchas cosas, debes enfocarte en lo que realmente es importante e indispensable según tu estilo y forma de vida.

Preparando el Hogar ¿Qué necesitas realmente?

Indudablemente que pensar en lo que necesita el bebé puede ser abrumador, pero si te enfocas en lo que es más indispensable, esto te ayudará a organizarte mejor y evitará que compres cosas que nunca llegarás a usar. En Babymanía nos preocupamos por brindarte todos los productos que necesitas en un solo lugar y al alcance de un clic, además contamos con las mejores marcas del mercado como Chicco, Avent, Baby Monsters, Be Cool, Brevi, Cambrass, Fisher Price, Jané, Kio Kids entre muchas otras, que se destacan por su calidad, seguridad y la belleza de sus formas, sin dejar de lado su funcionalidad. Aquí puedes hacer tu lista de compras tranquilamente y te diremos lo que necesita tu bebé a continuación:

Silla Para Auto: Lo primero que debes comprar con anterioridad es una silla para el auto, ésta debe ser aprobada por las normas de seguridad vigentes, ya que en ella vas a montar a tu tesoro más preciado como lo es tu bebé una vez que salgas del hospital. Te recomendamos que leas las instrucciones de uso y hagas varias pruebas con ella antes que el bebé nazca, para que al momento de usarla ya estés familiarizado con su funcionamiento y las ventajas que te puede ofrecer. Esta práctica te ahorrará mucho tiempo y calmará tus nervios cuando llegue la hora indicada. Otra buena recomendación sería dejarla instalada en el auto días antes de la llegada del bebé, por si acaso se te olvida con la prisa con que sucede todo en el momento del parto. En este sentido te podemos mencionar a la Silla Auto Apramo One Morecambe y a la Silla Auto Romer Dualfix I Size que pertenecen al Grupo 0.

Capazo o Portabebés: Contar con un capazo o un portabebé puede ayudarte mucho en los primeros días con el bebé en casa, ya que te permite dejar al bebé durmiendo en un sitio y movilizarlo sin molestarlo si es necesario. Cuando llevamos al pequeño en el portabebés este se siente seguro y tranquilo porque está a tu lado y su suave movimiento lo arrulla.

Cuna: La cuna es importante tenerla desde un comienzo, ya que ella representa el punto focal de la habitación del bebé y aunque en los primeros días decidas usar un portabebé o un moisés, por ser más prácticos y pequeños, la cuna siempre te servirá para el momento cuando tu bebé duerma solo en su habitación. Si no deseas hacer doble gasto entonces te aconsejamos que adquieras una Cuna Colecho que será perfecta a corto porque podrás tener vigilado a tu bebé y a largo plazo porque podrás usarla hasta que tu hijo cumpla por lo menos tres años de edad.

Ropa para el bebé: la ropita del bebé debe ser suave y confeccionada en tejidos de algodón 100% transpirables. Evita ponerle ropa con tejidos sintéticos o que maltraten la piel del bebé.

Pañales de Tela, Pañales Desechables y Toallitas Húmedas: Debes comprar los pañales desechables de acuerdo a la edad del bebé. Es muy importante que en los primeros días le pongas a tu bebé los pañales desechables de talla para recién nacido que tienen un espacio reservado para cuidar que se infecte el cordón umbilical. Usa las toallitas húmedas en cada cambio de pañal y los pañales de tela te servirán para colocarlo en tus hombros en caso de buches.

Bañera, Productos de higiene personal y de cuidado diario: compra una bañera espaciosa que sea práctica y que te perdure en el tiempo. Puedes usar un espuma de baño para para los primeros días. De igual forma debes tener un Cepillo de cerdas suave, un Peine, Champú, Crema Hidratante, Jabón Neutro, Cortaúñas, Aspirador Nasal y una Toalla suave con capucha.

Biberones, Tetinas e Utensilios de Cocina: Los teteros son indispensables porque con ellos le darás leche de fórmula a tu bebé cuando tu pediatra te lo indique y además servirán para darle de tomar agua al bebé. Elije tetinas anticólicos y recuerda que debes reemplazarlas a menudo. También te servirá un buen Esterilizador de Teteros para mantener desinfectado todos los biberones del bebé. Ten en cuenta de tener una olla pequeña solo para él donde puedas calentar el alimento o hervir el agua. Usa un Termo para mantener el agua caliente, un batidor y un cepillo para lavar bien los biberones.

Colchón, Mantas y Ropa de Cama: El colchón que debe usar el bebé debe ser firme y ajustarse por completo al tamaño de la cuna para evitar accidentes y asfixias por si quedan espacios abiertos. Las sábanas deben ser 100% algodón como su ropa para evitar las alergias. Compra varios juegos ya que es recomendable cambiarlas con bastante regularidad. Evita usar almohadas hasta que el niño no haya cumplido los 12 meses.

Bolso Pañalera, Neceser y Mochila Porta bebé: Te recomendamos usar un bolso pañalera que lo puedas usar tanto colgado en los hombros como en la silla de paseo, allí llevarás todo lo que necesite el bebé cuando esté fuera de casa al igual que tus cosas, y sus artículos de higiene pueden ir en un neceser haciendo juego con tu bolso. Una mochila portabebés es ideal cuando tienes que salir de compras y necesitas tener los brazos libres para manejarte mejor por el supermercado.

Cochecito para bebes: La decisión de tener una silla de paseo para el bebé es muy personal y va a depender de tus necesidades, ya que no es un implemento indispensable pero si muy útil. En el mercado hay una gran variedad de cochecito, en este caso elige uno que puedas usar desde que tu bebé está recién nacido hasta que tenga 2 años aproximadamente, lo más importante es que se adapte a tu estilo de vida, sea seguro y cómodo para tu bebé.

Estos solo son los artículos más indispensables que necesitarás para tu hijo para cuando llegue a casa, no te agobies por comprar todo lo que necesita tu bebé de una sola vez, ten paciencia porque a medida que pasen los días y te vayas adaptando a tu nueva vida como mamá, sabrás lo que realmente necesitas para mantener cómodo, seguro y feliz a tu pequeño.